DestacadoShopping

REINAS DE CORAZONES

¿Qué puede hacer un corazón por tu estilismo? ¿No lo sabes? Pues te quedarás en simple princesa.

Tiene forma amable y sus 4 puntos, dos redondos y dos en pico, lo equilibran. Pero hay que usarlo como Chanel Nº5: sólo un par de gotas. Corazón en el bolso o en estampado pequeño, tipo lunares, vale, pero sin abusar. De todos modos, se trata de un símbolo universal y positivo que se vende bien en cualquier soporte.

Su color oficial es el rojo, mundialmente favorecedor. Intensidad y fuerza dulcificadas por la forma y significado del corazón. Amor. Romanticismo. Vida, ¡qué caray! Queda genial en camisetas o sudaderas, pues dibuja la forma del pecho y señala nuestra cintura. En total print pierde vistosidad y se hace cansino y ñoño; hemos encontrado y descartado un vestido así en Mango porque no está bien logrado. ¿Qué apostáis a que va directo a las rebajas?

Pero pasemos al box de disección estilística:

*Metales. Un corazón dorado, suntuoso e incluso ochentero, es para chicas cálidas (piel). En plata y desdibujado, más fresco, jovial y con su lado bohemio-hippy, para las chicas de tonalidad fría.

*Complementos. Les da un aire femenino, sensual y romántico. Un corazón equilibra prendas y estilismos sobrios (como el working, de corte algo masculino) y creativos (mucho color y prendas oversize) .

*En menaje y lencería del hogar, punto mimoso e incluso naïf.

*Y, en general, tiene un toque pop-art cuando el artista lo personaliza, como el de «Comme des Garçons» -en las Converse con ojos- o los de «Keith Haring«, en las camisetas y sudaderas de Pull & Bear y Stradivarius, como la negra de la imagen.

El escaparate, salvo lo dorado, es de colores fríos, cuyos looks construiremos sobre grises, blancos y negros. A las chicas cálidas les tocará hacer falsete o usar dorado u oro rosa coordinado con las tonalidades de azul de su paleta, como el azafata o el zafiro, y los blancos de su tonalidad: el beige o el mantequilla.

¡Hala! Ya podéis empezar a practicar combinaciones, que luego llega San Valentín mirándoos por encima del hombro 😉

 

 

Mar
Diseñadora de moda, estilista, patronista, asesora de imagen, personal shopper y cool hunter por la Escuela Superior de Diseño y Moda Goymar y por la Escuela Superior Marcelo Macías. Gestiona el blog de moda “SE que ponerme” y colabora en suplementos de moda en prensa escrita, imparte cursos de imagen personal y trabaja como personal shopper y estilista.

Deja un comentario